¿Cómo ayudan las emociones contra el COVID-19?. Psicologos CDMX

¿Cómo ayudan las emociones contra el COVID-19?

mayo 12, 2021
El COVID-19 sin dudarlo se ha vuelto el tema y el eje de nuestra vida durante este último año, sin miedo a equivocarme, ha cambiado nuestro estilo de vida y nos ha puesto en una prueba de adaptación y resiliencia como nunca.
Tiempo estimado de lectura: 5 minutos

Las nuevas rutinas, el mayor tiempo en casa, el alejamiento de nuestros seres queridos, incluso la pérdida de algún ser querido, el miedo por la incertidumbre de lo que nos depara en el futuro o si nos contagiamos cómo nos enfermaremos. Todo esto que estamos viviendo trae cambios en nuestro estado de ánimo, es por eso que en esta época, el manejo de las emociones es clave para mantenernos sanos.

Hay una infinidad de investigaciones que comprueban el impacto que el estrés, la ansiedad y el miedo tienen en nuestro cuerpo, y cómo aumenta la producción de cortisol; que tiene un impacto que enferma, envejece al cuerpo y disminuye el sistema inmunológico, lo que nos hace más vulnerables a cualquier enfermedad, no solo al COVID-19. Además, aumentan la posibilidad de complicaciones. Se ha visto que en muchos pacientes la baja en el nivel de oxigenación tiene que ver más con el estado emocional: desesperación y angustia, que por la enfermedad.

Por eso, en este artículo quiero hablar de lo que podemos hacer y está en nuestras manos para que esta situación de confinamiento, de aislamiento y de incertidumbre, nos afecte lo menos posible.

Creo que en nuestras manos tenemos la herramienta más poderosa: las emociones “positivas”. La literatura científica ha comprobado que las personas que expresan emociones como gratitud y compasión, suelen alcanzar un mejor estado de salud.

Esto se explica porque en situaciones de crisis o difíciles, las emociones de miedo, incertidumbre y ansiedad, hacen que nos enfoquemos, incluso maximicemos, los riesgos y comencemos a tener pensamientos que alimentan e incrementan más esas mismas emociones. En cambio cuando a pesar de la situación podemos tener sentimientos “positivos” como la gratitud o la compasión, estos hacen que nos desenfoquemos de lo malo y nos enfoquemos en aspectos que nos ayudan más. Favorecen la salud mental y por lo tanto física. Ya que las emociones tienen una influencia directa en el tipo de pensamientos que tenemos, no son los mismos pensamientos que surgen cuanto tenemos miedo que cuando tenemos gratitud.

Las emociones “positivas” nos ayudan a tener pensamiento que nos hacen tomar decisiones más saludables, como comer sano, hacer ejercicio, no aislarnos, hacer actividades que nos den momentos placenteros, a pesar de la situación. Es decir, las emociones “positivas” potencian conductas y estilos de vida saludables, como la tendencia al autocuidado de la salud.

Esto se debe a que las emociones tienen un impacto directo en la bioquímica del cerebro, es decir, emociones como la tranquilidad, la gratitud, el optimismo hacen que el cerebro tenga mayor producción de serotonina, dopamina, oxitocina, que generan un estado de bienestar y aumento en el sistema inmune; a diferencia del miedo y la ansiedad, que aumentan la producción del cortisol y que nos mantienen en un estado de alerta constante y eso implica un desgaste y envejecimiento prematuro, ya que el cuerpo no está diseñado para estar en un estado de estrés constante.

También las emociones y las actitudes positivas están relacionadas con el desarrollo de una buena red social y vínculos interpersonales más fuertes. Este efecto social del afecto positivo y cercano es interactivo, es decir, influye en el grupo, ya que el apoyo social mutuo favorece la mejor salud de todas las personas que lo conforman.

Una vez que he explicado todos los beneficios de la emociones positivas, la siguiente pregunta es: ¿Cómo le hago para que a pesar de lo complicado de la situación pueda sentir estas emociones y que no me gane el estrés o la preocupación?

La respuesta es teniendo nuevos hábitos que estén orientados a un bienestar: como tener horarios, alimentación sana, ejercicio, a pesar de estar en casa arreglarnos como si fuéramos a la oficina, alimentar el área espiritual, hacer video llamadas a nuestros amigos y familiares, que fomenten la cercanía. Alejarnos de un exceso de malas noticias en la televisión y ver programas que nos relajen, que nos enseñen o diviertan. Y por supuesto ir a terapia, ya que el contar con un espacio en donde se pueda hablar y reflexionar sobre lo que nos está pasando, un espacio en que nos ayuda a romper con el pesimismo emocional que hace que te enganches en pensamientos, emociones y comportamientos que generan ansiedad y estrés, para desarrollar inteligencia emocional, de pensamientos y así poder responder de una forma óptima a las situaciones diarias. La psicoterapia es un espacio en donde no solo se debe de ir cuando se tienen grandes problemas, sino en cualquier momento, incluso para prevenir crisis emocionales en momentos como los que estamos viviendo en la actualidad.

Una mentalidad positiva nos permitirá entender que, en toda crisis, por difícil que sea, siempre existen oportunidades para seguir aprendiendo y avanzar como individuos.

De este modo, un manejo adecuado de emociones puede ser una herramienta que nos permita afrontar de mejor manera esta época y convertir el tiempo en casa en una oportunidad para el autoconocimiento.

Psic. Marcela Cervantes Chávez

Lic. en Psicología

Espacialista en individual (adultos), parejas y familias
Enfoque: Humanismo

Cédula Profesional 5163345

Estudió en la Facultad de Psicología de la UNAM, la Maestría en Psicoterapia de pareja y familia en el Instituto de Terapia Familiar CENCALLI, certificación nivel II en Psicoterapia asistida por equinos, avalado por EAGALA, cuenta con Diplomados en: Trastornos de la Alimentación (cursado en Monte Fénix), Enfermedades Psicosomáticas (en Circulo Psicoanalítico), Nutrición Biodirigida y Homeopatía (ambos avalados por la Escuela Latinoamericana de Educación en Salud Integrativa), Psicoterapia con enfoque psicoanalítico en pareja (avalado por APM), especialización en terapia de pareja (IFAC). Cursando actualmente un Diplomado en las diferentes configuraciones familiares en el Instituto de Psicoanálisis de Pareja y Familia.

Tiene experiencia laboral de 16 años como psicoterapeuta. Laboró 5 años en AVALON Centro de atención para la mujer, como psicoterapeuta de cuidado continuo, realizando pláticas a padres de familia y psicoterapia grupal. Posteriormente trabajó en Máxima Perfección, por un año, como psicoterapeuta en el tratamiento multidisciplinario de la obesidad. Y tiene 10 años de experiencia como psicoterapeuta de pareja y familia en el Centro de Atención Psicológica Integral, CAPI

Deja un comentario
noticias
José Simón Bolívar 1016, Col. Niños Héroes de Chapultepec,
Alcaldía Benito Juárez, Ciudad de México,
Tel. 55 5698 5624
Derechos Reservados ® CAPI
Psicologos CDMX
Diseño web: Soto Comunicación Gráfica

El signo distintivo CAPI CLINICA DE ATENCIÓN PSICOLÓGICA INTEGRAL Y DISEÑO, se encuentra registrado como marca mixta ante el INSTITUTO MEXICANO DE LA PROPIEDAD INDUSTRIAL, por lo que su uso no autorizado se sancionará como infracción administrativa conforme a la Ley de la Propiedad Industrial.
Horarios CAPI: Lunes a Domingo de 8:00 a 21:00 hrs. También contamos con horario de las 7:00 am
No contamos con sucursales.
dudas
dudas